Moneda

Síganos

Tu carrito

Tienes (0) productos $0
ANUNCIO
web_banner_magisterio_1115x116_cajiao_0.png

Currículo y evaluación en el desarrollo del aprendizaje

Por Giovanni Iafrancesco Villegas
Magisterio
11/12/2019 - 11:15
0
By Freepik

El currículo, a través de sus naturales tareas, debe tener en cuenta el proceso cognitivo en los objetivos de la enseñanza, en la estructuración de los contenidos, en la selección de actividades y experiencias de aprendizaje y en la evaluación, integral del aprendizaje pues es a través del currículo que se operacionalizan y adecúan las tareas de la enseñanza y los procesos educacionales. Los estándares curriculares no pueden prescindir del desarrollo cognitivo.  

los nuevos currículos deben ser flexibles y responder a las necesidades individuales, entre ellas, a las intelectivas y en coherencia, la evaluación del aprendizaje también debe ser flexible e individualizada. 

Por lo anterior, es importante que las nuevas propuestas curriculares y evaluativas no sólo tengan en cuenta los contenidos programáticos por enseñar y los contextos socio-culturales a los cuales hay que darles respuestas desde la educación, sino que se tengan en cuenta los procesos intelectivos, los esquemas mentales, las estrategias didácticas y pedagógicas para facilitar el desarrollo del pensamiento y los aprendizajes activo, constructivo, productivo y significativo. 

Un currículo por competencias interpretativas, argumentativas y propositivas no puede prescindir del estudio de la estructura mental (Piaget), de las inteligencias múltiples (Gardner), de la modificabilidad estructural cognitiva (Feurestein) y del desarrollo del potencial del aprendizaje.  

Si el currículo vela por el desarrollo físico, moral, emocional y mental del ser humano y frente al proceso de formación integral se proponen objetivos, se estructuran contenidos, se seleccionan metodologías, se planean actividades y se establecen criterios e indicadores evaluativos, en todos estos procesos es de vital importancia tener en cuenta la capacidad intelectiva, los procesos de pensamiento, las formas de aprendizaje de quien se beneficia de la educación. Esto implica que los nuevos currículos deben ser flexibles y responder a las necesidades individuales, entre ellas, a las intelectivas y en coherencia, la evaluación del aprendizaje también debe ser flexible e individualizada. 

+Conozca el libro Cómo evaluar el aprendizaje escolar.

ANUNCIO
banner_web_rim_digital.jpg

Toda propuesta curricular y evaluativa para ser entendida como tal debe, imprescindiblemente, tener en cuenta los procesos cognitivos y contextualizar estos en las últimas investigaciones sobre el cerebro, sobre la forma como se aprende y, en concreto, la psicología cognitiva. Un currículo por competencias interpretativas, argumentativas y propositivas no puede prescindir del estudio de la estructura mental (Piaget), de las inteligencias múltiples (Gardner), de la modificabilidad estructural cognitiva (Feurestein) y del desarrollo del potencial del aprendizaje.  

Título tomado del libro: La evaluación integral y del aprendizaje. Autor: Giovanni Marcello Iafrancesco Villegas. pp. 60-61 

Foto de Freepik