Moneda

Síganos

Tu carrito

Tienes (0) productos $0

ANUNCIO 2b0fc510-d899-4c26-bf7c-5bac51c05056_0.jpg

Después del reconocimiento de las fortalezas docentes, proyectos individuales de innovación educativa

Por Armando Alemán Juárez , Por María del Carmen García Higuera , Por Yanira Matienzo Cáceres
Magisterio
24/04/2020 - 14:15
0
Foto de Adobe Stock

Con base en la gestación previa de un Centro de Innovación Educativa (CIE), enfocado en potenciar el talento docente, en un modelo basado en la identificación de las competencias sobresalientes de los docentes y un segundo proceso de socialización, apropiación y  adaptación de éstas a cada estilo y a la acción en el aula; el CIE ha elaborado una serie de estrategias, encaminadas a crear nuevos proyectos de innovación a nivel individual. Es decir, trabajar de manera particular con cada profesor para la invención de nuevos materiales y estrategias que mejoren la práctica docente. 

Palabras clave: Proyectos individuales, competencias, fortalezas, formación docente, TIC, multimedia 

Lo persistente en la actualidad es el cambio constante, un fenómeno que ocurre en casi todas las esferas que envuelven al ser humano. La educación es una de ellas 

[1]. Hoy más que nunca, los procesos educativos se transforman continuamente por causa de las Tecnologías de la Información y la Comunicación (TIC) y los mass media [2]; impulsando a los educandos a tomar nuevas rutas en el proceso de enseñanza-aprendizaje. 

En este sentido, los docentes del siglo XXI deben ser personas capaces de responder a las necesidades cambiantes de aprendizaje de sus alumnos y lograr un impacto positivo, con base y no a pesar, de las fugacidades en la producción de información masiva y la actualización de la tecnología [3], así como estar en constante apertura y disposición para aprender. Asimismo y según el modelo de Conocimiento Técnico Pedagógico del Contenido (TPAK por sus siglas en inglés) [4], este nuevo tipo de profesor debe ser, no sólo un mediador en el conocimiento del conocimiento, sino también fungir como intermediario en el conocimiento tecnológico y en el pedagógico. En otras palabras, un docente actual que pueda resolver los paradigmas educativos vigentes, aquel que posee las competencias necesarias para hacerlo [5]. 

+Conozca los cursos virtuales y registre sus datos AQUÍ

Con el sustento anterior, la Universidad Panamericana creó en el semestre de agosto-diciembre 2010, un Centro de Innovación Educativa (CIE), trabajo previo [6] que se expuso en el Congreso Internacional de Educación: 

Currículum 2013 [6], de la Universidad Autónoma de Tlaxcala y en el 6th International Conference of Education, Research and Innovation en Sevilla, España [7]. La UP ha potenciado el talento de sus profesores por medio de un modelo centrado en la detección y reconocimiento de sus fortalezas. 

La primera parte de este modelo tuvo como objetivo la identificación de las competencias sobresalientes, a través del contacto con 26 docentes gestores de buenas prácticas. Este primer paso se constituyó con la realización de entrevistas en torno a sus experiencias al dar clases, para continuar con videograbaciones de las mismas. Éstas se editaron para mostrar las competencias y fortalezas en el tiempo exacto en el que el profesor las llevó a cabo. Más tarde se elaboraron informes de actividad docente, en donde se encuentran descritas y explicadas cada competencia. 

La segunda parte del proyecto tuvo el objetivo de socializar y difundir esas fortalezas y competencias a todo el cuerpo académico de la Universidad. Esto se hizo a través de la elaboración de artículos y otros recursos compartidos en el boletín mensual del sitio web del CIE [8], actividad que se continúa haciendo. 

Con esto, la finalidad es concurrir en un efecto dominó, constituido por el contagio de las buenas prácticas y la adopción-adaptación de las fortalezas de los profesores ejemplares. Es decir, que busquen la apropiación y adaptación de esas competencias sobresalientes al propio estilo docente. 

Partiendo de estas acciones, el CIE ha elaborado una serie de estrategias, todas ellas encaminadas a crear nuevos planes de innovación a nivel individual. Esto ha tenido como resultado la elaboración y aplicación de distintos proyectos, cada uno distintivo en sus respuestas a las necesidades de cada profesor y a su perfil y quehacer docente particular. 

Proyectos individuales de innovación educativa. Metodología de los proyectos 

En la formación docente, contar con proyectos individuales de innovación implica un reto puesto que deben considerarse las diferentes competencias que cada profesor posee. Como sostiene Philippe Perrenoud, “el individualismo de los profesores empieza, de algún modo, con la impresión de que cada uno tiene una respuesta personal y original a preguntas como: ¿qué es enseñar?, ¿qué es aprender” [9]. A partir de esto, la profesión docente se transforma con la aparición de nuevas competencias, que además son compatibles con los ejes de renovación de la escuela, como son la individualización y diversificación de los itinerarios de formación [10]. Más aún aquella destinada al nivel educativo superior. Partiendo de esta instancia y tomando en cuenta el número de profesores que se quiere impactar, la reflexión coloca a la empresa como una titánica. Sin embargo, la necesidad actual del sector educativo superior indica que la tarea de innovar, en el impacto docente, es un menester que no tiene dubitaciones. He aquí la preocupación del CIE. 

No obstante, el sustento en la metodología del CIE ha podido lograr que el concepto de proyectos individuales trascienda y no se quede sólo en el trabajo individual que planea el profesor; sino que brinde un cobertor integral que vele por el proceso general en la creación del proyecto, contemplándose como un todo, desde su incubación hasta su retroalimentación y documentación. 

De esta manera, gracias al efecto causado por la socialización de las buenas prácticas y fortalezas de algunos docentes; ha nacido un deseo de otros por participar conjuntamente con el CIE; avidez que surge de su interés por potenciar sus estilos docentes y de adaptarse a las nuevas formas de aprender y de enseñar. 

Así, el CIE invita semestralmente a toda la planta docente a participar en la preparación de proyectos creativos de innovación para sus clases. Cabe señalar que el educador es el propio actor del designio que erigirá el proyecto per se. Por ende, él mismo es el protagonista y movilizador de cada aspecto del desarrollo de su proyecto. El CIE, entonces, funge solamente como catalizador de iniciativas que los potencializan, en virtud del progreso de los procesos educativos. En otras palabras, la semilla es plantada por el CIE pero ésta germina gracias al profesor. 

Una vez que el profesor ya se acercó al CIE comienza un trabajo de reflexión entre los dos actores. Esta labor se basa, primeramente, en la identificación del estilo docente del profesor (sólo en el caso de que éste no haya trabajado previamente con el CIE en la identificación de sus competencias y fortalezas). Para después crear un diálogo continuo entre las dos partes que arroje los retos pedagógicos que precisa el educador.  

Con base en esta reflexión o diálogo, posteriormente se hace un análisis detallado para identificar las posibles alternativas de solución que dicho profesor presenta. 

De éstas surgen sesiones personales de trabajo, en donde el CIE orienta al profesor para que éste clarifique el establecimiento de un proyecto; partiendo de la concreción de: 

• Ideas: Todos aquellos conceptos, planteamientos, nociones, reflexiones y demás, que el profesor tiene respecto al diseño e implementación de estrategia(s) para dar solución(es) a su(s) necesidad(es). 

• Inquietudes: Toda duda, de cualquier índole, que surge del profesor, así como expectativas de los resultados de trabajo y de la implementación del proyecto. 

• Necesidades: Todos los requerimientos que el profesor precise para la elaboración del proyecto. Éstas pueden ser de carácter físico, como herramientas tecnológicas, espacios educativos, equipos digitales, entre otros y de capacitación o desarrollo, como el saber utilizar el conocimiento tecnológico, pedagógico y de contenidos. 

• Retos: Todos los incidentes críticos, tanto positivos como negativos que surjan durante todo el proyecto.Una vez hecho esto, se elabora un plan especializado de trabajo. Este plan debe tomar en cuenta: 

• Fortalezas del profesor: Identificadas previamente. 

• Materia que imparte: Es importante contemplar la materia en donde tendrá incidencia el proyecto debido a que los contenidos cambian drásticamente de una a otra. 

• Dinámica del grupo: El proyecto debe tomar en cuenta el número de alumnos y la interacción de participantes que tiene el profesor en dicha clase puesto que el impacto no será el mismo en grupos pequeños, medianos y grandes. 

Con base en lo anterior, el plan de trabajo puede tener relación con: 

• Pruebas: Basadas en el método de prueba y error y destinadas a observar si lo proyectado tuvo el impacto buscado. 

• Pilotajes: Trata sobre la aplicación del proyecto, una primera vez y con un grupo, para analizar los resultados. Si la respuesta es positiva, entonces el proyecto se replica. 

• Diseño, comunicación y producción de multimedia: Creación de herramientas multimedia que sustenten los proyectos. 

• Análisis de recursos clave: Se toman en cuenta los procedimientos y requerimientos necesarios para concretar el proyecto. Consultoría de áreas interdisciplinarias . Diseño de nuevas estrategias educativas que enriquezcan el currículo. 

• Materiales y recursos pedagógicos: Recibir consultoría pedagógica y didáctica para potenciar sus fortalezas docentes. 

• Herramientas tecnológicas: Desarrollo y/o capacitación en distintas apli-caciones, programas y plataformas digitales para hacer uso de la tecnología. 

• Cronograma: Planeación y ejecución del proyecto en un tiempo establecido, tomando en cuenta todos sus pasos de creación: desde la planeación hasta la retroalimentación. 

Terminando el plan de trabajo y, una vez que se implementó el proyecto, se lleva a cabo la documentación de la experiencia. Ésta consta de hacerlo evidente a través de videograbaciones, notas y artículos, para después realizar su difusión, que consta en divulgar ese material en el sitio web del CIE y en los canales institucionales de la Universidad. 

Como se recomienda en la revista Temas para la Educación, revista digital para profesionales de la enseñanza, “los trabajos de innovación en la docencia…” deben impulsarse a través “de una campaña publicitaria que fomente la valoración y el respeto de los profesionales de la enseñanza” [11]. Esta última parte tiene la finalidad de reconocer el trabajo e iniciativa del profesor así como los resultados frente a las autoridades de la institución. 

Además de que se hace un desayuno en donde se habla sobre su proyecto y los resultados (véase el diagrama para la explicación de la metodología). 

Los proyectos 

A continuación se presentan los proyectos personalizados que tuvieron lugar desde agosto 2013 hasta junio 2014. El primer grupo, ocurrido en el semestre de agosto - diciembre 2013, consistió en 7 profesores que solicitaron proyecto. En donde participaron además otros 24 docentes y 489 alumnos [12]. Los proyectos fueron de profesores de diferentes escuelas y facultades y fueron los siguientes: 

  • Rediseño de una sesión de clase: Proyecto del profesor Francisco Escutia Rodríguez de la Facultad de Derecho, basado en el rediseño de clase para sensibilizar a los alumnos al trabajo Pro Bono. Se utilizó la herramienta Top Hat Monocle y se diseñaron 3 casos interactivos. Impactó a 25 alumnos. 
  • Tabletas digitales y Flipboard: Proyecto del profesor Jaime Martínez Díaz de la Facultad de Ingeniería, fundado en el uso de tabletas digitales en el aula y el uso de la herramienta Flipboard para las estrategias de análisis del entorno y la cultura en las sesiones. Impactó a 20 alumnos. 
  • Guía de trabajo en equipo: Proyecto de los siguientes profesores de la Escuela de Ciencias Económicas y Empresariales: Martha López Santibáñez McNally, Rosalba Nieto Bautista, María Eugenia Ávila Arce, Claudia Viviana Guevara Vázquez, Miriam Paniagua Pinto, Marquelia Sánchez Puebla, Luz Elba González Rocha, María del Pilar Costal Pérez, Carlos David Loría Cuevas, María Azucena Pérez Cascajares, Anakani Ocampo Auró, Liza Monroy Ortíz, Armando Kassian Pérez, Daniel Ortiz Otegui, Rosa Isela Morales González. El proyecto se basó en la creación de una “Guía de supervivencia del trabajo en equipo” un material educativo para fortalecer la competencia de trabajo grupal en los alumnos participantes de la Feria de Costos y Mercadotecnia 2013, evento semestral destinado a desarrollar las capacidades empresariales de los alumnos a través de la creación y venta de algún producto. Al finalizar el proyecto, los alumnos elaboraron un video con sus resultados y se implementó un Focus Group para conocer sus percepciones y detectar las necesidades a resolver para la Feria 2014. Impactó a 459 alumnos en 59 equipos de trabajo. 
  • Infografía: Proyecto de las profesoras Roxana Romero Meixueiro y María Mónica Cavagna Esponda de la Escuela de Ciencias Económicas y Empresariales. Consistió en la creación de una infografía sobre los retos actuales en la enseñanza y las buenas prácticas de la Academia de Administración. 
  • Blog y cápsulas: Proyecto de la profesora Marveya Villalobos Torres de la Escuela de Pedagogía. Consistió en el diseño de un blog y la producción de cápsulas sobre el tema de cultura de las competencias para publicarse en el mismo blog o en iTunesU. 
  • Apoyo multimedia en la materia de Marketing educativo: Proyecto de la profesora Regina Barbero de la Escuela de Pedagogía que se basó en la creación y edición de un video con las alumnas de la materia de Marketing Educativo. Con apoyo del equipo del CIE, el grupo preparó diferentes guiones y eligieron el mejor para ellos. Cuatro alumnas se encargaron de producir el video, ellas fueron: Erika Susana Díaz Núñez, Norma Paulina Cabrera Terrón, Stephanie Dominique Martineau Frías, Mónica Alejandra Andrade Sánchez. 
  • Edición de videos: Proyecto de las profesoras Daniela Muñoz Reynoso, Claudia Zepeda Cosme, María del Carmen Rabiela Sotelo y Lourdes Margarita Sousa Combe de la Escuela de Administración de Instituciones ESDAI. Consistió en capacitarlas como instructoras en el taller sobre creación y edición de video, para que ellas mismas pudieran independientemente del CIE, impartir el taller a sus alumnas.

El segundo grupo se realizó en el semestre escolar enero-junio 2014, conformado por 4 proyectos solicitados por los profesores. En donde participaron además 5 profesores más y 203 alumnos [13]. Los proyectos fueron los siguientes: 

  • Cápsulas sobre Cultura de las Competencias: Nuevamente, el CIE tuvo la oportunidad de trabajar con la profesora Marveya Villalobos Torres de la Escuela de Pedagogía. Su proyecto consistió en la producción de 4 cápsulas sobre la Cultura de las Competencias y una publicación en el blog Reflexiones Educativas así como en el canal de YouTube de la Universidad. 
  • Cápsulas sobre ética: Proyecto del profesor Alonso Fernández Diez de la Preparatoria UP. Consistió en la producción de cápsulas de video sobre el tema de ética que se publicó en el canal de YouTube de la UP El número de alumnos impactado fue de 110. 
  • Competencias clave de los profesores: El proyecto fue de los profesores Ricardo Murguía Vázquez y Ernesto Efrén Marín Cofiño de la Escuela de Ciencias Económicas y Empresariales. Se basó en el análisis de las competencias clave de estos dos docentes, para después producir una cápsula y realizar un Informe de Actividad Docente. 
  • Contabilidad UP Online: Proyecto de la profesora Martha López Santibáñez McNally de la Escuela de Ciencias Económicas y Empresariales. El proyecto consistió en la creación de la comunidad “ContabilidadUP Online” en Google+ para asesorías y resolución de dudas en línea sobre la materia de Contabilidad. Participaron 5 alumnos becarios como tutores. Se impactaron a 153 invitados, 13 participaron con sus preguntas. 

Conclusiones 

El trabajo basado en proyectos individuales ha resultado en el impulso al desarrollo potencial de los estilos docentes de los profesores de la Universidad Panamericana. 

Pero también ha logrado la implementación de nuevas estrategias para enseñar. Algunas de éstas relacionadas con las TIC; algunas otras relacionadas con el uso de plataformas educativas digitales; la creación de blogs y cápsulas de video que retoman las buenas prácticas de los profesores; la creación de videos que llamen la atención de los alumnos; el rediseño de clases a través de herramientas interactivas; entre muchas más. 

En los dos semestres aquí descritos, el CIE ha tenido la oportunidad de trabajar con 39 profesores en proyectos individuales. La suma de proyectos ha impactado a más de 700 alumnos y los profesores han innovado sus clases adaptándolas a los contextos actuales de sus educandos. 

La diferenciación entre proyectos es innata puesto que cada uno ha partido de las competencias clave de cada profesor. Por ende, los proyectos han servido como catalizadores de fortalezas. 

El reto ha sido grande y cada proyecto tuvo sus incidentes críticos, tanto positivos como negativos. Por ejemplo, el desafío de los proyectos relacionados con plataformas educativas digitales (como es el caso de Top Hat Monocle y Flipboard) radicó en vencer el miedo del profesor para utilizar la herramienta para aprender, así como la resistencia de los alumnos para utilizarla, factores que se superaron a través de la capacitación y orientación consuetudinaria que les brindó el CIE al docente. En el caso de la creación de cápsulas de video, la clave residió en sintonizar lo que el profesor quería transmitir con lo que el video señalaba. En proyectos relacionados con la búsqueda y producción de conocimiento (infografías, guías y blogs), la experiencia demostró que los saberes del profesor son fundamentales. 

De manera general, los beneficios de trabajar en proyectos individuales son los siguientes: 

A) Se enfocan en las necesidades, problemas, retos y deseos personales de cada profesor, por lo que  los planes de trabajo son totalmente personalizados, lo cual hace que las soluciones estén más apegadas a cada clase. 

ANUNCIO
banner_web_rim_digital.jpg

B) Permiten la libertad y libre opción del profesor al solicitar proyectos individuales. 

C) Toman a cada profesor como personas únicas e irrepetibles. Esto aunado al reconocimiento que se les da al finalizar los proyectos. 

D) Fomentan la motivación de cada profesor para innovar dentro del salón de clases, a no quedarse con lo que tiene, a cambiar los estímulos de aprendizaje y a adaptarse al cambio constante del mundo actual. 

E) Impulsan el desarrollo de actitudes flexibles. 

F) Crean empatía entre los docentes y los alumnos debido al manejo del mismo lenguaje mediático. 

G) Fungen como catalizadores de buenas prácticas para los demás docentes. 

H) Promueven el pensamiento colegiado. 

I) Toman el papel de incubadoras de proyectos, para crecer y convertirse en planes y proyectos de largo plazo y mayor impacto. 

J) Fomentan la investigación y la producción de conocimiento. 

Las áreas de oportunidad están encaminadas hacia la continuidad de los proyectos. Es decir, encontrar el asidero sobre cómo facilitar la permanencia de los proyectos a lo largo del tiempo y sin importar el cambio de ciclo escolar, pero tomando en cuenta que éstos pueden adaptarse, cambiar y crecer. Esto debe ir a la par del crecimiento profesional del profesor gestor del proyecto. 

También se debe pensar más en el alumno o, en otras palabras, conocer a fondo sus necesidades, lo que le gusta y lo que no, partiendo de la cosmovisión del cambio constante que ocurre en todas las esferas. En este sentido, el CIE debe promover e involucrar activamente a los alumnos en la planeación del proyecto mismo. 

Se recomienda también impulsar proyectos que no estén relacionados con la tecnología o las TIC. En otras palabras, valorizar las metodologías tradicionales y el reconocimiento del profesor que propicie el aprendizaje sin el uso de ningún recurso tecnológico. Entonces, el CIE puede también identificar e impulsar buenas prácticas pedagógicas innovadoras sin mayores recursos materiales. 

Capitalización 

La experiencia en la creación de proyectos de innovación individuales, una vez conocidas las fortalezas de cada profesor, hace que el CIE compruebe la eficacia de la atención personalizada para facilitar los procesos de cambio. 

La experiencia ha sido enriquecedora y reveladora en cuanto a la aseveración de que trabajar con profesores, de manera individual, es una forma excepcional para impulsar el deseo de crecer en el área profesional y de realmente impactar positivamente en los alumnos. 

Dicho lo anterior, el CIE hace las siguientes recomendaciones para todas aquellas instituciones educativas de nivel superior que quieran catalizar proyectos de innovación individuales: 

1.Cada institución, sea pública o privada, debe adaptar el proceso de planeación para la creación de proyectos individuales, a su contexto educativo real. 

2.Enfocarse en promover una cultura de innovación  

3.Iniciar siempre con proyectos concretos y de corto plazo para fortalecer la experiencia positiva de innovar y cambiar. Cuidar a los profesores durante todo el proceso. 

4.Comprender los proyectos como respuestas a las voces docentes y no a actores externos al proceso de enseñanza-aprendizaje. 

5.Concebir al docente como el protagonista y gestor del proyecto individual, la institución es sólo el catalizador. 

6.Tomar en cuenta no sólo las necesidades de su cuerpo docente, sino también las percepciones y realidades del alumno como su participación activa del alumno. 

7.Registrar y documentar cada proyecto, para llevar un seguimiento de cada uno y compartir los casos de éxito, darles difusión. 

8. Enfocarse en las buenas prácticas y no en las negativas. 

9. Reconocer el trabajo del profesor a través de alguna estrategia eficaz que lo motive a seguir innovando y reflexionando sobre su estilo de enseñanza. 

10. Tener apertura y flexibilidad hacia el profesor. 

11. Establecer proyectos medibles, concretos y aterrizados, que sean viables y se puedan llevar a cabo en un periodo corto de tiempo. 

12. Fungir como guía y acompañamiento del profesor. 

Referencias 

[1] Thomas, D., y Brown, J. S. “Learning for a world of constant change: Homo sapiens, homo faber & homo Ludens”, University Research for Innovation, pp 321- 336 (2010). 

[2] Jenkins, H. Confronting the challenges of participatory culture: Media education for the 21st century. Mit Press (2009). 

[3] Gutiérrez Martín, A., & Tyner, K. “Educación para los medios, alfabetización mediática y competencia digital”, Comunicar, Vol. XIX, nº 38, 1º semestre, 1marzo 2012 pp 31-39 (2012). 

[4] TPACK, en What is TPACK? http://www.tpack.org/, visitado el 9/11/2014. 

[5] Cooper, J. Classroom teaching skills, Cengage Learning, Wadsworth (2013). 

[6] Congreso Internacional de Educación: Currículum 2013. Universidad Autónoma de Tlaxcala, Tlaxcala. ISBN 978-607-9348-06-9. 

[7] Matienzo, Y., Diez, I., García, C. Socialization, appropriation and adaptation 

of outstanding teaching competences as an enhancement of curricular improvement: the creation of a Center for Innovation in Education. Universidad Panamericana, México, D.F. (2013).http://library.iated.org/view/MATIENZO2013SOC visitado el 10/11/2014 

[8] CIE, en sección Aprende, http://cie.up.edu.mx/, visitado el 10/11/2014. 

[9][10] Perrenoud, P. Diez nuevas competencias para enseñar, SEP, página 9 (2004). 

[11] Esteve, J. M. El malestar docente. Temas para la educación. Revista digital para profesionales de la enseñanza, nº 21, septiembre 2012. Federación de Enseñanza de CC.OO de Andalucía (1994). 

[12] CIE, Presentación de proyectos, http://cie.up.edu. mx/presentaciones/diciembre2013/ visitado el 12/11/2014. 

[13] CIE, Presentación de proyectos, http://cie.up.edu. mx/presentaciones/junio2014/ visitado el 13/11/2014. 

Título:Después del reconocimiento de las fortalezas docentes, proyectos individuales de innovación educativa 

Para leer y conocer más experiencias de innovación educativa consulte:  Revista del Congreso Internacional de Innovación Educativa 

Tomado de: Memorias del primer Congreso Internacional de Innovación Educativa. ITESM 

Foto de Adobe Stock