Moneda

Síganos

Tu carrito

Tienes (0) productos $0
ANUNCIO
web_banner_1115x116_3.png

Estudio comparativo sobre estilos de aprendizaje y ganancias de aprendizaje en la implementación de aula invertida

Magisterio
14/12/2018 - 11:30
0
By Javi_indy / Freepik

A la luz de los requerimientos del actual profesionista, una de las habilidades de mayor importancia a fomentar en la universidad debe ser la capacidad para resolver problemas. Se presenta en este trabajo una propuesta para desarrollar esta competencia a través de una red de situaciones de carácter real: problemas con características muy específicas que se resuelven inmersos en el desarrollo de los planes de estudio de los semestres iniciales de formación profesional.

Palabras clave: competencias, problemas, habilidad, significancia.

Introducción
Desarrollar la habilidad para resolver problemas es a la vez fundamental y complejo desde el punto de vista cognoscitivo [4]. Se requiere tiempo y constancia para ser formada y resulta del todo deseable como competencia del egresado de cualquier carrera profesional. Por estas razones es impostergable abordar esta problemática educativa, dejándola relegada a unos cuantos cursos de la licenciatura. Es imperioso que los alumnos se enfrenten a esta competencia desde el inicio de su formación profesional. En este tenor de ideas es importante distinguir las características del tipo de problema idóneo para este fin de acuerdo a la propuesta del presente artículo. Los rasgos distintivos del tipo de problema deseado son: pertinencia, significancia, uso de la tecnología y manejo de fuentes de información. Se dice pertinencia como el aspecto que liga la situación planteada a los objetivos de un curso o cursos transversales afines al currículo profesional. Significancia, es el aspecto que sitúa el problema en el marco de una problemática de índole real y que permite por lo mismo ligar los contenidos temáticos de la situación con explicaciones e interpretaciones que justifican por qué aprender lo que se aprende.

La tecnología se visualiza como una extensión de las posibilidades algorítmicas de cálculo, o de registro visual o numérico; se le considera una herramienta valiosa de investigación y solución que permite ir más allá de los métodos analíticos de los esquemas tradicionales de
solución “manual”. Asume también el manejo de fuentes de información con las cuales se puede relacionar la situación planteada a los datos que la realidad misma va generando.

De esta forma, los problemas de los que se habla en este trabajo van mucho más allá de los ejercicios rutinarios cuyo objetivo es primordialmente asegurar un nivel mecánico indispensable) en la solución de los problemas habituales de un curso de matemáticas.

En contraste, aquí se señala que estos problemas se caracterizan por su conexión con la realidad y la complejidad propia que emana de esta razón. Una ventaja de este tipo de problemas estriba en su riqueza para detonar cuestionamientos de tipo ético, de ciudadanía y sostenibilidad, por ejemplo. Por supuesto, hay suficiente certeza acerca del desarrollo de otras habilidades y actitudes tales como trabajo en equipo, colaboración, negociación y cultura de trabajo [1]. Cabe decir que se pone especial atención en el título de este tipo de problemas con la intención de que los alumnos constaten la realidad que subyace en ellos y esto genere motivación. Algunos de los títulos de estos problemas trabajados durante los primeros semestres son los siguientes: “El accidente de Chérnobyl”, “Cuando la matemática fracasa contra la pobreza”, “¿Cuánta gente en la Tierra?”, “Optimización de los ingresos en una sala de cine”, “Sostenibilidad de los recursos madereros de una comunidad”, “La propagación del SIDA en México”, “Ventas por internet”, etc. Estos problemas se encuentran diseminados a lo largo de los diferentes cursos que comprende la formación matemática de los estudiantes de los primeros semestres de casi todas las carreras profesionales.

Contexto
El presente trabajo se enmarca en los primeros cuatro semestres de las carreras profesionales con predominio en ingeniería, pero sin dejar de lado a estudiantes de las áreas de negocios y humanidades. Por curso se proponen dos actividades con un peso que va del 6% al 10% de la calificación total dependiendo de los acuerdos que se adopten a nivel departamental. Cada actividad se propone para una duración de 4 a 5 semanas, tiempo en el que se van entremezclando los avances de la actividad por parte de los alumnos, el desarrollo temático del curso, los apoyos del profesor y las presentaciones
parciales no programadas que los alumnos tienen a nivel de asesoría por equipo. Al terminar la actividad, los estudiantes deben entregar un reporte debidamente escrito conforme a formato indicado, y en caso de que el tiempo lo permita hacer una exposición de ideas ante el grupo o en su defecto ante el profesor según se determine por cuestiones de tiempo. En cada curso, cada profesor desarrolla sus actividades conforme a los objetivos que se persiguen dentro de la academia correspondiente. Éstas conforman al término del semestre una red de problemas que está abierta a cualquier miembro del departamento.

Desarrollo
Existen diversas concepciones acerca de lo que es una competencia [1], por esta razón precisamos de entre ellas la que se adopta en este trabajo:

“Una competencia es un nivel de aprendizaje que lleva a las personas a movilizar sus recursos a fin de resolver tareas en contextos definidos”.

Bajo el contexto de esta concepción, hoy más que nunca resulta indispensable el trabajo de las instituciones educativas a fin de reorientar el esfuerzo del proceso enseñanza-aprendizaje implantado en las actuales generaciones de estudiantes. Resulta en cierto sentido lógico que, si ahora los estudiantes pueden acceder a la información rápidamente, el trabajo de los profesores debería ser replanteado en el marco de la visión de sus instituciones y dirigiendo los esfuerzos no sólo al “saber” sino al “hacer”, más aún, en el sentido más amplio del aprendizaje, hacia el “ser” para enfatizar la aprehensión y cohesión personal del conocimiento [2]. En efecto, las instituciones educativas en el presente no sólo deben ser centros de acumulación de saberes sino estimuladores de inteligencias personales. Por eso en esta época resulta más acorde el desarrollo de competencias porque en éstas, la teoría y la experiencia convergen con los valores y las habilidades para desempeñar tareas concretas. Con esta visión, el desarrollo de competencias se presenta en este trabajo bajo los siguientes particulares:

Existe y se genera demasiada información muy rápido en las áreas de conocimiento como para esperar que los estudiantes logren conocerla en su formación profesional con suficiente profundidad.

En el mundo laboral, se espera que los egresados apliquen, además del conocimiento, las habilidades que les permitan utilizar estas herramientas para la solución de problemas específicos. Por lo tanto, no sólo es importante el conocimiento sino la habilidad y la actitud que se tenga ante la confrontación de problemas. Las competencias deben ser acordadas, planificadas y desarrolladas dentro de un colectivo. Aunque el trabajo individual que hacen los educadores es importante, es indispensable un esfuerzo de conjunto.El desarrollo de las competencias debe ser dirigido y planeado por una tarea particular en un contexto específico.

Los aspectos anteriores indican con claridad un cambio de paradigma que requiere del esfuerzo de un colectivo y que va mucho más allá de lo que el esfuerzo individual pueda lograr.

Ahora bien, el departamento de física y matemáticas se propuso participar en el fomento de aquellas competencias que por un lado, dadas sus funciones, le resultan más naturales en el trabajo con sus estudiantes y por otro lado, incidan en el objetivo general que sobre desarrollo de competencias tiene el Campus en el marco de los objetivos del Tecnológico de Monterrey. Así, de manera más específica, las competencias que se busca fomentar en el departamento a través de la solución de problemas y el desarrollo de proyectos son:

  • La competencia matemática.
  • La competencia lingüística.
  • La competencia para aprender por cuenta propia.
  • La competencia para procesar información.
  • La competencia de la iniciativa personal.
  • La competencia social.
  • La competencia tecnológica.

Aunque se reconoce el importante rol de la enseñanza en su sentido tradicional de transmisión de información [5], resulta evidente que para potencializar las competencias citadas anteriormente era necesario dar un giro a los papeles que habitualmente jugaban profesor y alumno. Por esta razón se considera de suma importancia en el trabajo docente, que el profesor en matemáticas desarrolle los siguientes saberes:

Saber manipular software, haciendo de éste una extensión natural de las capacidades de cálculo, análisis y comunicación sincrónica y asincrónica.
Saber transferir los conocimientos entre diferentes regiones del saber. Saber encausar hacia la modelación matemática como lenguaje natural para la formulación de soluciones.Saber desarrollar habilidades de aprendizaje autónomo,logrando dirigir el conocimiento hacia actividades y proyectos multidisciplinarios e interdisciplinarios. En cuanto al tipo de problemas que se proponen a los alumnos, su diseño debe considerar los siguientes principios generales:

Su discusión se debe desarrollar en ambientes de trabajo en equipo. Cabe la aclaración de que esto frecuentemente conlleva conflictos interpersonales que obliga a la búsqueda de la competencia social para acordar conversaciones y acciones que a su vez lleven a la concreción la tarea asignada. Una ventaja de estos ambientes es que los alumnos pueden afrontar con el apoyo de sus compañeros problemáticas más ambiciosas a las que podrían enfrentarse solos. Deben permitir la valoración de los conocimientos desde una perspectiva que muestre su utilidad. La mayor parte de los problemas de este tipo que conforman la red de problemas tienen carácter real como un intento de simulación de la vida que se encuentra entorno a ellos. Por lo mismo es frecuente que se les planteen dilemas éticos con el fin de despertar conciencia y responsabilidad ciudadana.

Deben realzar la importancia de la competencia del aprendizaje autónomo. Los problemas son de carácter interdisciplinario, y siempre tienen el propósito de que los alumnos busquen y relacionen conocimientos que no han discutido en clase con sus profesores. Un análisis rápido de lo que se ha escrito hasta aquí,dejará en claro que varias características de la educación tradicional deben cambiar. A continuación se presenta un breve listado de las que resultan más evidentes. Los alumnos requieren entrar de manera más franca y abierta en su propio proceso de aprendizaje. Los profesores requieren modificar su visión de sí mismos yendo de catedráticos a “facilitadores” del proceso educativo. Esto incluye la planeación sistemática de acciones que contribuyan a fomentar las inteligencias de sus estudiantes. La didáctica, que debe ampliar el modelo tradicional de “tiza y pizarrón” a otro paradigma que de cabida a la investigación, al aprendizaje autónomo, al trabajo en equipo, al uso deliberado de la tecnología y la solución de problemas.

La tecnología, a través de la cual se puede acceder a plataformas para lograr comunicación tanto sincrónica como asincrónica, así como a software especializado y búsquedas en diversas bases de datos.

Se presentan a continuación dos ejemplos del tipo de problemas de los que se discurre en este trabajo.

Primer caso concreto: “Empleo de los recursos madereros, un enfoque desde el desarrollo sostenible”
Esta actividad se propuso a los alumnos de primer semestre en el recientemente terminado periodo agosto diciembre de 2014.

Escenario y contexto
El siguiente contexto fue diseñado exprofeso para la actividad por parte del profesor lo que le obligó asimismo a lograr la habilidad suficiente como para indagar en diversas fuentes y bases de datos. El contexto del problema fue el siguiente:

El volumen de la economía mundial ha llegado ya a poco más de 70 billones de USD anuales en concepto de producción y consumo mundiales. Los países en desarrollo han impulsado esta explosión económica. Este crecimiento sin precedentes se ha obtenido a expensas de la explotación de los recursos naturales aunque los beneficios económicos no están distribuidos de forma equitativa.

Actualmente en los procesos de producción y de servicio que demanda una sociedad, no sólo son importantes los recursos manufacturados y tecnológicos (las máquinas fabricadas y demás equipos) sino también, de manera preponderante, lo son los recursos naturales.
En economía, estos recursos se dividen en dos categorías: a) los recursos renovables, que se encuentran disponibles por un largo plazo respetando su índice de recuperación, como los bosques; y b) los recursos no renovables que se encuentran en cantidades finitas y para los cuales existe la posibilidad de que se agoten ya que su renovación ocurre por procesos (geológicos, físicos y químicos) que tienen lugar a través de cientos e incluso miles de millones de años; por ejemplo el petróleo y el aluminio.

En este dinamismo, la rápida urbanización, el crecimiento demográfico y el aumento en el consumo, como resultado de mayores ingresos, están generando una serie de presiones sobre la rica base de activos naturales de México, comprometiendo con ello el bienestar ambiental de sus ciudadanos.

Planteamiento de la actividad
Las siguientes son las instrucciones dadas a los alumnos para la actividad, éstas aparecen tal y como se les publicaron en una página weebly diseñada para el curso (http://mateicalculodiferencial.weebly.com/).

Antecedentes. Primeros aspectos: sostenibilidad
Para dar fundamento a tu proyecto primeramente consulta e investiga lo siguiente. Identifica el uso de los recursos naturales en los modelos de crecimiento y desarrollo de una población. Define lo que es huella ecológica y biocapacidad de carga. Calcula tu huella ecológica personal y analiza tus resultados. Por ejemplo, puedes consultar la siguientes página de internet: http://www.tuhuellaecologica.org/ Investiga la situación que sobre uso de los recursos forestales existe en México. Por ejemplo, revisa el caso de la comunidad en San Pedro el Alto, Oaxaca. http://www.youtube.com/watch?v=pprgz-vnTko.

Revisa los principios de “La Carta de la Tierra”. Video “La Carta de la Tierra”; y los principios enunciados en La Carta de la Tierra.

Investigación: bases de datos
Consulta algunos artículos que te permitan conocer el crecimiento del volumen de algunas especies de árboles en México. Hallarás un ejemplo en:
http://www.fao.org/docrep/004/ac459s/AC459S02.htm
Elijan una especie de árbol para la cual puedan determinar su crecimiento volumétrico, por hectárea, y para la cual el suelo mexicano sea viable para su plantación. Determinen datos sobre crecimiento del volumen de madera por hectárea versus edad de la plantación.

Planteamiento, cálculo y análisis
Utilicen Matemática para graficar los puntos de la tabla anterior en un gráfico de volumen (por hectárea) versus edad de la plantación. Estos puntos pueden ajustarse mediante una función polinomial de grado conveniente, o en su defecto, mediante una función de la forma: V(t)=e^(a+□(b/t))                            Donde a & b son ciertos parámetros por determinar. Investiguen en la ayuda de Matemática los comandos Fit & FindFit. Observen los ejemplos que están ahí colocados y adecúenlos para ajustar los datos de la tabla de valores que hallaron anteriormente (volumen de madera versus edad de la plantación) con una fórmula de tipo polinomial y con una fórmula del tipo (1). Una vez que tengan ambas funciones, discutan cuál se ajusta mejor a sus datos. Al presentar su selección argumenten las razones de su decisión y den respuesta a los siguientes cuestionamientos:

  • ¿Qué se espera a la larga del volumen de madera por hectárea?
  • ¿Por qué será importante esta información?

Elaboren en una misma figura, la gráfica de la función elegida junto con los puntos de datos de su tabla de valores.

Planteamiento del problema
Si una comunidad decide sembrar y administrar la tala de sus recursos forestales se plantea la siguiente pregunta:

  • ¿En qué momento le es conveniente realizar esta tala?

Recuerden que el objetivo es el aprovechamiento de la madera y no la plantación de los árboles como elementos de ornamento. Consideren el siguiente razonamiento de solución:

Los árboles se deben talar en algún momento anterior a su total madurez. El punto crucial de análisis es el siguiente: todos los años a partir de cierto momento, la comunidad debe decidir si ha de talar una plantación de árboles o esperar un año más. El beneficio de talar en cierto momento es el ingreso inmediato derivado de su venta. Si la decisión es esperar otro año, renunciar a utilizar esos ingresos durante este tiempo, pero los árboles continuarán creciendo entretanto. Por lo tanto, el punto de decisión ha de considerar el ritmo de crecimiento de la plantación versus la obtención de dinero que crecerá al menos tanto como la inflación de México.

Apoyo para una posible solución
La idea básica es que el ingreso derivado de la venta de madera es proporcional al volumen de ésta. Interpreten el significado de la expresión ΔV / Δt .
Ahora interpreten la cantidad (ΔV / Δt ) /V .
Discutan las siguientes cuestiones:

  • ¿Qué ocurre con la cantidad (ΔV / Δt ) /V con el paso del tiempo?
ANUNCIO
copia_de_post_facebook_-_magisterio_1.png

Grafiquen en un mismo esquema los puntos que representan la cantidad (ΔV / Δt ) /V de su
investigación, y marquen sobre el mismo gráfico el nivel con la tasa de interés anual de México, ¿qué observan? Interpreten.
Con base en el punto anterior, discutan la siguiente pregunta, ¿qué ocurre si la comunidad (o empresa) tala ahora e invierte los ingresos al tipo de interés de mercado?

Completen los siguientes cuestionamientos.
Desarrollen una propuesta de acción que pudiera llevarse a cabo por parte de una comunidad, considerando un modelo basado en los objetivos del desarrollo sostenible para mejorar o cuidar nuestro entorno (explotación, equidad, equilibrio y bienestar).
Discutan cómo consideran que influirían dichas acciones en el crecimiento y progreso de las comunidades como parte de un ecosistema donde el aspecto económico se tome en cuenta.
Se presenta un segundo caso de actividad. Ésta se implantó durante el semestre enero-mayo de 2014.

Segundo caso concreto: “Cuando la matemática fracasa”

Contexto
El problema planteado se propuso, entre otras razones, para sensibilizar al participante acerca de la realidad nacional y para reforzar una actitud pro social, en particular en lo que se refiere al compromiso de los estudiantes y/o egresados con su comunidad. El problema ofreció además la oportunidad de aplicar el tema de optimización, de manera más concreta el método de multiplicadores de Lagrange, a través de un modelo de tipo Cobb-Douglas que buscaría administrar de la mejor manera los recursos de las familias encuestadas.

Etapas en la solución del problema. Investigación: bases de datos

La actividad inició con una investigación referente al monto del salario mínimo en la zona metropolitana de la ciudad de México. Esta región centró el interés de la investigación porque las familias que entrarían en el estudio serían de la comunidad estudiantil a la que iba dirigido el problema. Como parte de su indagación, aprendieron que el salario mínimo no es uniforme en México y determinaron que en la actualidad hay dos zonas marcadas como A y B entre las cuales hay un diferencial de aproximadamente tres pesos diarios para los montos de salarios mínimos, asimismo averiguaron a cuánto ascienden sus últimos incrementos. Por lo tanto en un primer objetivo de la actividad: conciencia ciudadana, los participantes lograron comprender la clasificación que a nivel nacional existe sobre los rangos socioeconómicos de este país; asunto que les ayudó a clarificar a cuánto ascienden los topes de lo que en la actividad se llamó niveles bajo, medio y alto de las familias encuestadas.

Hacia el modelo matemático
Un segundo propósito de la actividad tenía que ver con el entendimiento del modelo de Cobb-Douglas y el proceso de optimización de Lagrange. Esto incluía la interpretación de los factores que lo componen y de los exponentes que intervienen en ellos. La determinación del significado de cada una de las variables en el marco del problema era de capital importancia. En particular, su estudio debía considerar una función de varias variables de la forma:

u(d,C,c,v,t)=A〖 d〗^( α) C^( β) c^( γ) v^( δ) t^( ε)             

Donde los exponentes se relacionan con la prioridad que la familia da a sus gastos. Las variables, d, C, c, v y t se refieren a porciones de desayuno, comida, cena, metros cuadrados de vivienda y viajes redondos de transportación, respectivamente, el parámetro A es una constante de ajuste, parte del modelo. Como parte de las interpretaciones del modelo, los alumnos debían comprender que los exponentes están entre cero y uno dado que indican el porcentaje del gasto asociado al rubro en cuestión. Por ejemplo, cero significa que el rubro donde éste estuviera asignado implica un gasto que la familia no realiza, y un exponente cercano a uno indica un rubro de fuerte relevancia económica en los gastos familiares.

Implantación de la solución: el uso de Matemática
Una tercera etapa de la solución del estudio propuesto tuvo que ver con el desarrollo teórico tanto para multiplicadores de Lagrange como para el modelo de Cobb-Douglas. Se pidió a los equipos de trabajo que elaboraran una entrevista que dirigirían a cuatro familias: una de escasos recursos económicos, una de nivel medio, otra de nivel alto y finalmente la familia de alguno de los integrantes de cada equipo. Entre otras preguntas debían preguntar montos aproximados sobre ingresos y distribución de éstos en los rubros: desayuno, comida, cena, vivienda y transporte. Una vez obtenida esta información tendrían que proponer para cada familia un modelo de optimización de los ingresos familiares para lo cual debían apoyarse en la teoría de Lagrange para tal efecto y en una función estudiada ampliamente en Economía conocida como la función de Cobb-Douglas. Cabe decir que la tecnología en esto quedaba más que justificada. En razón del modelo, del número de variables y de los datos resultaba del todo inoperante intentar una solución manual de la misma.

Ellos valoraron enormemente el software Matemática para conseguir la solución de los cuatro sistemas asociados a su trabajo. Por otro lado, cada oportunidad que ofrecía la discusión del tema en las sesiones programadas del curso propició la conexión al problema: “Cuando la Matemática Fracasa”. De esta manera, a ellos les resultó muy natural el contexto de la situación y se justificó sobradamente la aplicabilidad del método matemático. Algunos conceptos teóricos tomaron una enorme significancia a la luz de las necesidades de la solución del problema. Como se indicó anteriormente, el uso de Matemática quedó justificado cuando ellos se percataron de las enormes dificultades que entraña resolver un sistema de ecuaciones de este tipo de manera manual aún en los problemas más elementales.

Implantación de la solución: el uso de Matemática
Las intenciones educativas sobre las que se apoyó este problema se relacionaron con la aplicación de la teoría matemática puesta en el contexto de la situación real de 4 familias a las que se les aplicó un estudio sobre condiciones de vida en los rubros ya mencionados. También se colocó como uno de los objetivos, sensibilizar a los alumnos sobre los efectos de la pobreza en la calidad de vida de las personas que la padecen, sin perder de vista el contexto de su propia situación familiar. El trabajo que los alumnos desarrollaron se llevó a cabo durante aproximadamente cuatro semanas dentro del tercer periodo del curso. Después de su análisis, elaboraron un reporte y los dos mejores trabajos se presentaron al grupo. Los problemas que los futuros profesionistas deberán enfrentar cruzan las fronteras de las disciplinas y demandan enfoques innovadores y habilidades para la resolución de problemas complejos. Se presentó a los alumnos un escenario que está fuera del contexto exclusivo de la matemática y de los ejemplos clásicos de un libro de texto. Se apreció que valoraron la perspectiva real y la cercanía que les demandaba averiguar por sí mismos las condiciones de la gente con la que tienen contacto de una u otra forma, ya sea por amistad o porque trabajan para sus familias. Grosso modo, el escenario buscó dar una solución bien pensada para lograr la forma óptima de distribuir los recursos de 4 familias. Ellos pudieron llegar a la conclusión de que aún la matemática en esta búsqueda fracasa para las familias menos favorecidas pues no lograron ajustar una distribución suficiente de los satisfactores más elementales.

Dimensión ética de la solución del problema
La cuarta parte de su investigación y análisis tenía que ver con el referente de ética y ciudadanía. En un curso de índole técnico como lo es el cálculo en varias variables, este escenario ofreció por supuesto un lugar idóneo para fomentar la reflexión ética en torno a la pobreza. De esta manera, para el planteamiento de la actividad sobre los particulares ya descritos, lo primero que debía cumplirse es que ésta debía ser parte integral y natural de un curso que, para sorpresa de muchos de los estudiantes, nada tenía que ver con la ética. En este sentido de su trabajo, a los alumnos se les cuestionó sobre los siguientes particulares. Se dan las instrucciones tal y como se les indicaron a ellos. 

Sobre la base de los resultados obtenidos en la modelación matemática y complementando con las lecturas que consideren pertinentes, den respuestas argumentadas, desde una perspectiva social, a los siguientes cuestionamientos.

Investiguen cuántas personas en México viven en pobreza y cuántas en pobreza extrema. Averigüen a cuánto asciende el ingreso de una persona que vive en pobreza, y a cuánto el de una en pobreza extrema. ¿Qué porcentaje de la población total mexicana representan? Con esta información, establezcan su opinión sobre la equidad o desigualdad social a la luz de los resultados obtenidos en la primera parte. Hagan una valoración de las familias entrevistadas, ¿las clasificaron adecuadamente dentro de los estratos indicados? Usen fuentes oficiales para esta última pregunta. ¿Cuánto cuesta la canasta básica?, ¿qué la compone?

Emitan su opinión sobre los temas de libertad y dignidad humana que la sociedad mexicana tiene ante el reto de la pobreza.

  • ¿Qué implicaciones de tipo social se generan en torno a las familias de bajos recursos económicos? Infórmense y describan cómo complementan sus necesidades.
  • ¿Qué opinión les merece el reconocimiento del “otro” en su estado de pobreza y desigualdad?
  • ¿Qué dice el modelo de su propia situación familiar?
  • ¿Consideran que tenemos alguna responsabilidad dentro de la sociedad en la que nos tocó vivir?, ¿de qué manera debiéramos colaborar para revertir esta condición de desigualdad?; ¿desigualdad?, ¿qué desigualdad, la económica, o la social? Argumenten.

Formulen su juicio sobre la globalización de la economía que tome en cuenta la situación de las clases más desprotegidas del país.

¿Qué alternativas a nuestra actual distribución de la riqueza podrían proponer ante esta situación de injusticia social? Relacionen esto con el tema de la curva de Lorenz y el coeficiente de desigualdad social. Comparen la situación nacional con al menos otros dos países.

Conclusiones
Aceptando que una competencia es un nivel de aprendizaje que lleva a las personas a movilizar sus recursos para resolver tareas en contextos definidos, se comprende la necesidad de una metodología didáctica diferente a la tradicional, por ejemplo, aprendizaje
basado en problemas.

Las exigencias laborales de la actualidad requieren la convergencia de conocimientos, actitudes y habilidades para la solución de los problemas que le son propios, por lo cual es impostergable una educación por competencias.

Las competencias deben desarrollarse dentro de un colectivo institucional en un esquema planeado y dirigido, donde el personal docente y administrativo trabajen con un fin común.

Las competencias se deben desarrollar desde la perspectiva de un proceso de enseñanza aprendizaje que centre sus esfuerzos en el estudiante, por lo cual el profesor requiere de capacitación en metodologías y tecnologías educativas.

Es posible abordar el desarrollo de competencias, siempre y cuando este esfuerzo se coordine en el marco general de la institución, modificando la estrategia didáctica para que los alumnos trabajen colaborativamente, resuelvan problemas, usen tecnología y desarrollen habilidades sociales.

La discusión de problemas en ambientes de trabajo en equipo permite proponer problemas más ambiciosos y por lo mismo más ricos para generar un conjunto de habilidades que van más allá de los objetivos propios de un curso como matemáticas.

Es importante que haya insertados problemas a lo largo de la formación profesional y desde los primeros semestres que permitan valorar la utilidad de los conocimientos que los estudiantes están aprendiendo. La aplicación de esta metodología conlleva con frecuencia conflictos interpersonales que obligan a la búsqueda de competencias de tipo social para acordar conversaciones y acciones que a su vez les lleven a concretar la tarea asignada.

Es deseable que haya una buena red de problemas con carácter real, tanto como lo permita la madurez de los alumnos, esto como un intento de simulación de la vida que se encuentra entorno a ellos.

Los problemas deben ser de tal riqueza que permitan el planteamiento de dilemas éticos o de ciudadanía con el fin de despertar conciencia y responsabilidad ciudadana.

En la asignación de proyectos, se realza la importancia de la competencia del aprendizaje autónomo. Los proyectos son de carácter interdisciplinario, y siempre tienen el propósito de que los alumnos busquen y relacionen conocimientos que no necesariamente han
discutido en clase con sus profesores.

Referencias
[1] Y. Argudín, Educación basada en competencias. 1ª Edición, Trillas, México (2005).
[2] J. Delors, La educación encierra un tesoro. 1ª Edición, Ediciones UNESCO, México (1996).
[3] C. Dolores y M. S. García, ¿Hacia dónde reorientar el Currículum de Matemáticas del Bachillerato? 1ª Edición, Plaza y Valdés, México (2012).
[4] H.J. Klausmeier y R. E. Ripple, Psicología Educativa, Habilidades Humanas y Aprendizaje, 4° reimpresión, HARLA, México (1978).
[5] M. Zabalza, Competencias docentes del profesorado universitario. 2ª Edición, Narcea,
España (2006).

Título:Estudio comparativo sobre estilos de aprendizaje y ganancias de aprendizaje y ganancias de aprendizaje en la implementación de aula invertida
pp.: 33-39
Para leer y conocer más experiencias de innovación educativa consulte: Revista del Congreso Internacional de Innovación Educativa

Tomado de: Memorias del primer Congreso Internacional de Innovación Educativa. ITESM

Carlos Daniel Prado Pérez. Departamento de Física y Matemáticas. Tecnológico de Monterrey, Estado de México, México. cprado@itesm.mx

By Javi_indy / Freepik