Moneda

Síganos

Tu carrito

Tienes (0) productos $0
ANUNCIO
magisterio_bruno_kombi_cholulteca.png

La evaluación institucional: retos y oportunidades

Por Proantioquia - Fundación para el desarrollo
Magisterio
03/11/2017 - 15:30
0
Foto de pressfoto. Tomada de Freepik

En Colombia, la Ley General de Educación, establece que todas las instituciones educativas deben realizar una evaluación institucional para valorar las áreas de gestión escolar (directivo administrativa, académico pedagógica y de comunidad), identificar fortalezas, evidenciar retos y propiciar el mejoramiento.

 

Dicha evaluación la debe realizar el Consejo Directivo de la institución de acuerdo con los lineamientos entregados por el MEN. Estos se ofrecen en la Guía N°34 llamada también Guía para el mejoramiento institucional de la autoevaluación al plan de mejoramiento. El MEN plantea la autoevaluación institucional como una oportunidad para mejorar. Es una acción colectiva, situada, estructurada, planificada, participativa y deliberativa, que debe ser guiada por información fidedigna, interna y externa de la institución, y que se presenta como un proceso permanente que tiene en el seguimiento y la evaluación constante del plan de mejoramiento, y del plan de acción, su ruta crítica. Así “la autoevaluación permite conocer cuáles son los aspectos que contribuyen al logro de los objetivos institucionales y en los que es necesario centrar la atención para seguir avanzando” (MEN, 2008, p.19).

 

+Lea: Nueve elementos para planear y desarrollar la evaluación institucional

 

No obstante estas directrices, en muchas instituciones, la autoevaluación no tiene los efectos que se esperarían. Esta termina siendo un proceso poco riguroso, sin participación

de la comunidad educativa y sin análisis de información de la escuela que se convierte solo en un procedimiento con el que el rector cumple frente a las secretarías de educación, para evitar ser objeto de sanciones disciplinarias.

 

En síntesis, y de acuerdo con Gairin y Diaz-Vicario (2016, p.49), “respecto a la evaluación institucional se puede afirmar que en el país es una de las modalidades incorporada recientemente a la cultura escolar”. Sin embargo, aún le falta madurez para que arroje los resultados que deseamos tener en la escuela, en términos de transformación escolar y fortalecimiento de la cultura de la evaluación.

 

La cultura de la evaluación institucional como un componente fundamental del diseño de las escuelas que aprenden es un elemento de reciente aparición en los sistemas educativos, no obstante, de cuerdo con Moreno (2011)

 

“La relevancia que ésta ha adquirido en las dos últimas décadas, y que guarda una estrecha relación con los conceptos de calidad de la educación y accountability o rendición de cuentas, ha producido ambios importantes en la cultura de los centros escolares. Algunos cambios han sido positivos, pero otros han tenido consecuencias negativas. Entre los cambios positivos podemos mencionar una mayor aceptación de la evaluación por parte de los actores involucrados (docentes, directores, estudiantes, familias), como una tarea que forma parte de la vida de las escuelas (p117).”

ANUNCIO
inteligencia_emocional_v2_1.png

 

+Conozca el libro Manual de gestión y administración educativa

 

De acuerdo con Duro y Nirenberg (2015), la autoevaluación tiene unos propósitos para cada establecimiento y para los sistemas locales:

 

En cada escuela
1. Contribuir a mejorar la calidad educativa.
2. Generar cultura y procedimientos de autoevaluación y de programación.
3. Promover el protagonismo de los actores implicados.
 

A nivel de los sistemas educativos
1. Impulsar políticas de autoevaluación.
2. Promover un cambio en la dirección en que se toman las decisiones (de arriba hacia
abajo), para incluir de modo complementario, las demandas priorizadas y las
propuestas provenientes de las escuelas (de abajo hacia arriba).
 

En síntesis, de acuerdo con las autoras, la autoevaluación es un camino para
1. Instalar una cultura evaluativa y democrática en las escuelas.
2. Elaborar e implementar un plan en cada establecimiento que resulte viable y eficaz
para superar los problemas detectados.
3. Incidir en las políticas públicas, brindando insumos a los gobiernos para sus decisiones
a partir de las problemáticas y demandas priorizadas por las escuelas (p18).

 

Esta reflexión hace parte del texto: Hacia una educación para el siglo XXI en Antioquia: Seis líneas para la dinamización educativa regional en la educación básica y media. Descargue el texto completo AQUI.

 

Fragmento tomado de: Proantioquia (2017) Hacia una educación para el siglo XXI en Antioquia: Seis líneas para la dinamización educativa regional en la educación básica y media. Medellín

 

+Conozca el libro Gestión y evaluación de calidad. Referentes para la acreditación

 

Algunas lecturas recomendadas 

Duro & Nirenberg (2015) Autoevaluación de la calidad educativa en escuelas secundarias. Un camino para mejorar la calidad educativa en escuelas secundarias. UNICEF – CEADEL

.Gairin J. y Diaz-Vicario. Coord (2016) Sistema de evaluación institucional en enseñanza obligatoria en Iberoamérica. Santillana. Red AGE. Chile

Ministerio de Educación. Gobierno de Chile (2017) Plan de Mejoramiento Educativo 2017.

Ministerio de Educación y Deportes. (2016) Presidencia de la Nación. Autoevaluación Institucional. Módulo I ¿cómo enseñamos? República de Argentina

Ministerio de Educación Nacional de Colombia (2008). Guía para el mejoramiento institucional. De la autoevaluación al plan de mejoramiento. Colombia

Moreno (2011). La cultura de la evaluación y la mejora en la escuela. Perfiles Educativos. Vol. XXXIII, núm. 131. IISUE-UNAM

Rivas, A. América Latina después de PISA: lecciones aprendidas de la educación en siete países 2000-2015. - 1a ed. - Ciudad Autónoma de Buenos Aires: Fundación CIPPEC, 2015.

UNICEF- CEADEL (2015) Autoevaluación de la calidad educativa en escuelas secundarias. Un camino para mejorar la calidad educativa en escuelas secundarias. Argentina.

 

Foto de pressfoto. Tomada de Freepik