Moneda

Síganos

Tu carrito

Tienes (0) productos $0
ANUNCIO
web_banner_magisterio_1115x116.png

Los mapas mentales y su relación al aprendizaje significativo

Magisterio
30/09/2016 - 09:15
0
Foto de goldjiann. Tomada de Flickr.

El mapa mental es una expresión del pensamiento irradiante y por lo tanto, es una función potencial de la mente humana. Es una técnica gráfica que se nos manifiesta como especie de llave maestra para acceder a las potencialidades del cerebro. Es una especie de organigrama que en su construcción va recogiendo mediante formas, colores, números y dibujos, todos los puntos importantes de un tema o problema, indicando relaciones, conexiones y reflejando la forma como el cerebro procesa la información y que constituye nuestra manera natural de pensar. Las diferentes potencialidades de la mente tales como la memoria, la concentración, la lógica, la creatividad se potencian con este sistema del pensamiento creativo y autónomo.

Características básicas:

•  La imagen central.

•  La irradiación ramificada desde la imagen central.

•  Las ramas comprenden una imagen o una palabra clave impresa sobre una línea asociada. Los puntos de menor importancia también se representan con ramas que se derivan de las ramas superiores.

• La ramas forman una estructura nodal gestáltica conectada.

Para una presentación visual agradable el mapa mental se puede enriquecer con colores, imágenes, códigos y dimensiones, fomentando la creatividad y autonomía, porque fortalecen el estilo personal tanto de enseñar como de aprender.

El mapa mental se ubica entre los modelos llamados a potenciar las habilidades para almacenar información significativa y lleva al sujeto desde el pensamiento lineal unidimensional al pensamiento irradiante o multidimensional.

Pasos para la puesta en práctica tanto en el aula de clases como en la vida personal y profesional.

•  Proceso de motivación.

•  Selección del tema.

•  Planteamiento de los objetivos y las metas a lograr.

•  Organización de los estudiantes en grupo. Fortalecimiento del aprendizaje cooperativo.

•  Instrucciones para la elaboración del mapa.

•  Tiempo para la elaboración.

•  Presentación del mapa en plenaria.

•  Actividades independientes para el fortalecimiento de lo aprendido mediante el mapa.

•  Uso del énfasis. Para fortalecer la creatividad mediante los siguientes aspectos: Uso de una imagen central. Uso de imágenes en toda la extensión del mapa. Tres o más colores por cada imagen central. Imágenes tridimensionales. Variación del tamaño de las letras, las líneas y las imágenes. Organización del espacio.

•  Uso de la asociación. Mediante flechas para establecer las conexiones en el diseño ramificado y a través de él. Uso de colores variados. Uso de los códigos.

ANUNCIO
banner_formacion_2019_web_336x280.png

•  Expresarse con claridad. Usar solo una palabra clave por línea. Escribir todas las palabras en letras de imprenta. Escribir las palabras claves sobre las líneas. La longitud de las líneas debe ser igual a la de las palabras. Unir las líneas entre sí y las ramas mayores con la imagen central. Conectar las líneas entre sí. Las líneas centrales deben ser más gruesas y con forma orgánica. Los límites deben enlazar con la rama de la palabra clave. Las imágenes deben ser muy claras.

•  Desarrollar en la diagramación un estilo personal.

•  Uso de la jerarquía y la categorización.

•  Uso del orden numérico. Si el mapa es de una tarea específica, discurso, ensayo, examen, se pueden enumerar las ramas en el orden deseado. Si se prefiere, se pueden utilizar letras en vez de números. La ordenación afianza el pensamiento lógico.

Síntesis

Desde el punto de vista psicopedagógico, el Mapa mental, ha sido pen-sado por el psicólogo inglés Tony Buzan, para potenciar el desarrollo de las leyes de la cartografía mental; usando en forma creativa las múltiples posibilidades de los dos hemisferios, liberando el flujo de pensamientos y proporcionando un ambiente autónomo y de autoestima en el sujeto. En cualquier mapa mental las Ideas Ordenadoras Básicas, son aquellas palabras o imágenes que de forma simple y obvia facilitan la ordenación. Son los conceptos claves, los que congregan a su alrededor el mayor número de asociaciones. Una manera sencilla de descubrir las principales Ideas Ordenadoras Básicas, es hacerse preguntas como las siguientes: ¿Qué conocimientos son los requeridos? ¿Si estuviera escribiendo un libro, cuá-les serían los encabezamientos de los capítulos? ¿Cuáles son los objetivos y las metas que se persiguen? ¿Cuáles son las categorías más importantes en el área que debo considerar? ¿Cuáles son los interrogantes básicos: ¿Por qué? ¿Qué? ¿Dónde? ¿Quién? ¿Cómo? ¿Cuál? ¿Cuándo? sirven como ramas fundamentales de un mapa mental. ¿Cuál será la categoría más amplia que las cobije a todas?

+Conozca el libro Mapas conceptuales, mapas mentales y otras formas de representación del conocimiento 

Para la elaboración del Mapa Mental, es importante tener claro algunas categorías, por ejemplo:

Pensamiento irradiante: en el sentido de moverse en diversas direcciones a par-tir de un centro determinado. El autor se refiere a los procesos de pensamiento asociativos que proceden de un punto central o se conectan con él. Lo irradiante, también se refiere a lo que resplandece brillantemente desde un punto focal.

Ideas ordenadoras básicas: Son conceptos claves a partir de los cuales es posible organizar otros conceptos. Por ejemplo, el término “casa”, contiene una multiplicidad de categorías, una de ellas podría ser: “Casa de vecindad”, la cual a su vez, es generadora de otra gran variedad de categorías, tales como: “Barriadas”, “suburbios”, “tipos de construcción” y así sucesivamente. Lo importante es que al efectuar el ordenamiento se contemple el principio de jerarquización. Las ideas ordenadoras básicas, se pueden representar en imágenes.

+Conozca el libro  Mapas conceptuales. Su elaboración y aplicación

Mnemotecnia multidimensional: El mapa mental establece combinaciones entre la imaginación, la creatividad y la asociación para producir un producto nuevo y de fácil recordación. La multidimensionalidad se evidencia en la imagen interna radiante y tridimensional, la cual utiliza la asociación cruzada, el color y el tiempo, propiciando un producto reflejo de la creatividad del sujeto.

La gestalt-totalidad: La estructura del mapa mental satisface esta concepción, la cual es inherente en el cerebro a buscar la culminación, el cierre de algo, mediante una secuencia infinita de tanteos asociativos, que profundizan y amplían cualquier idea o tópico al que se busca desarrollar.

Consulta el curso virtual  Los organizadores gráficos como estrategia didáctica en el aula. Aprendizaje visual.

Referencia

BUZAN, Tony. El libro de los Mapas Mentales. Ediciones URANO. Madrid, España. 2000, pág. 67.

Tomado de: Correa de Molina, Cecilia. Currículo dialógico, sistémico e interdisciplinar. pp. 281-284

Foto de goldjiann. Tomada de Flickr.