Moneda

Síganos

Tu carrito

Tienes (0) productos $0
ANUNCIO
web_banner_magisterio_1115x116_sexista.png

Los riesgos que corre el maestro, la maestra, cuando asumen la curiosidad, el asombro

Magisterio
20/12/2019 - 12:30
0
Foto de Adobe Stock

Reciban un especial y caluroso saludo que parte de lo más profundo de mí ser y tiene la confianza que en su recorrido se fortalecerá y acrecentara cada vez que logre atravesarlos en el amor y la esperanza que somos como maestros, maestras. 

Debo iniciar expresando las múltiples sensaciones y desafíos que deja en mí las palabras de la Doctora Ángela, un ser humano que gracias a su capacidad de VER, DESCIFRAR el mundo de los MICRO; ha logrado maravillarse y reconocer en nuestros micro universos de SER MAESTROS la potencialidad y responsabilidad que nuestra tarea conlleva: “el gremio en el que reposan las esperanzas del verdadero cambio que necesita el país para salir adelante”1, descubrimiento y aseveración que deja una impronta de desafío y de certeza:  Como “gremio” debemos creer, reconocernos, valorarnos y responder con responsabilidad a las expectativas que la sociedad y que usted Dra Ángela con toda su sabiduría y humildad tiene frente a nosotros y nuestro hacer. 

SI ES POSIBLE… asumir el reto frente a la curiosidad y al asombro cotidiano, para re significarlos y potenciarlos en nuestra tarea, nuestra opción, nuestra elección de ser MAESTROS y MAESTRAS. SI ES POSIBLE construir de otra manera las relaciones entre los diferentes actores de la educación y por extensión de la sociedad,  SI ES POSIBLE hacer algo nuevo, diferente, 

Ahora bien, en su carta Dra Ángela usted nos convocó a pensar y desentrañar las implicaciones de una cualidad de los niños: LA CURIOSIDAD, y cómo el desarrollo de ésta “haría que, más tarde, los menores se transformaran en adultos atentos a las diferencias existentes entre una y otra forma de ejecutar un mismo proceso, que fueran capaces de percibir los cambios observables entre dos caminos o dos sistemas?”2 y con esta invitación o provocación se abre la posibilidad de observación y asombro de cada uno de los espacios, sistemas, entornos educativos que en la relación micro – macro se tejen en la escuela; es así como los niños, los jóvenes y desde luego los maestros y maestras que a diario se dan cita en el salón de clase, en el patio de recreo, en el restaurante escolar… y que en muchas ocasiones (ambos actores) cierran los ojos (para ver), los oídos (para oir), los corazones (para amar), las manos y los brazos (para tocar y abrazar), las fosas nasales (para oler), la piel (para sentir), incluso las mismas “mentes” (para pensar) ya no podrán ignorar ni ignorarse en esas realidades, pues la curiosidad, la conciencia de ella, la posibilidad de relación, el ASOMBRO, entre otros, trae riesgos a la “mente” y al SER; si, al SER de maestro, de estudiante, de niño, de joven, de padre, de madre… al SER diferentes, necesarios y complementarios en las dinámicas sociales y desde luego GRANDES RIESGOS como asumir compromisos y retos por comprender y transformar esos espacios y estas vivencias. 

+Lea: La curiosidad como motor de aprendizaje

Y es acá cuando emerge, de manera casi natural, la necesidad de transformación, de cambio, cuando la entropía3 empieza a movilizar a unos y otros para decir y actuar en consecuencia con un SI ES POSIBLE de otra manera; con otros ojos o lentes mirar y asumirse en el mundo infantil y juvenil, en el universo escolar, en la infinitud de las relaciones humanas y de estas con la Madre Naturaleza que habitamos, que somos, que complementamos, que amamos y también abusamos olvidando a los otros4. 

Es una tarea que nos deja y que nosotros expandimos frente a la curiosidad, a la pregunta constante y al actuar consciente con la premisa que siempre nos ha caracterizado como colectivo: SI ES POSIBLE… asumir el reto frente a la curiosidad y al asombro cotidiano, para re significarlos y potenciarlos en nuestra tarea, nuestra opción, nuestra elección de ser MAESTROS y MAESTRAS. SI ES POSIBLE construir de otra manera las relaciones entre los diferentes actores de la educación y por extensión de la sociedad,  SI ES POSIBLE hacer algo nuevo, diferente, SI ES POSIBLE consolidarnos, continuar, creernos y querernos como colectivo NODO de INVESTIGACIÓN y como MAESTROS y MAESTRAS universales. SI ES POSIBLE… y con esa certeza ASUMIMOS EL RIESGO.  ☺  ☺ ☺    

ANUNCIO
banner_web_rim_digital.jpg

Doctora Ángela, no queremos cerrar esta misiva sin manifestarle como colectivo, grupo, equipo… de amigos que compartimos la pasión por la educación, que hicimos la tarea5 de observar y desentrañar los secretos que guarda su carta y descubrimos que en ella, en ese universo de grafemas y espacios vacíos en los que centró la atención en la curiosidad, pudimos sentir la HUMILDAD de una MAESTRA que nos reconoce y alienta; que nos desafía y anima; que nos invita a trascender barreras, empezando por las que edificamos nosotros mismos. 

Mil y mil gracias Dra Ángela por los textos, pretextos y contextos escritos en su carta; por lo dicho entre líneas y por el AMOR que es común denominador en el acto de escribir. 

Con AMOR: NODO DE INVESTIGACIÓN DE LA RED DE GESTIÓN Y CALIDAD EDUCATIVA DE MEDELLÍN 

Claudia María Hincapié Rojas 

Foto de Adobe Stock