Moneda

Síganos

Tu carrito

Tienes (0) productos $0
ANUNCIO
web_banner_magisterio_1115x116.png

Modelos de planeación educativa

Por Horacio Cabas V. , Por Paulina Hoyos R. , Por Santander Hoyos R.
Magisterio
06/09/2017 - 16:15
0
Foto de mindandi. Tomada de Freepik

En la literatura especializada existente son numerosos los modelos de diseño curricular abordados, dada la variedad de los trabajos referidos a este particular. Ruiz Ruiz (1996) clasifica los modelos de diseño curricular en tres grandes grupos: el de los modelos tecnológicos, el de los modelos deliberativos, y el de los modelos críticos.

 

Modelos tecnológicos

En este grupo de diseños curriculares, que están centrados en los componentes del currículo, sobresale el modelo de Tyler, formulado en 1969 y que ha ejercido una gran influencia en numerosos países. Este modelo catalogado como normativo y prescriptivo, define cuatro principios que están en orden a los aspectos básicos que todo diseñador se debe plantear, y que se expresan de la siguiente manera.

 

• Objetivos; ¿qué fines desea alcanzar?

• Seleccionar experiencias de aprendizaje.

• Organizar experiencias de aprendizaje.

• Evaluación; ¿cómo podemos comprobar si se han alcanzado los objetivos propuestos?

 

+Lea: El diseño curricular desde un enfoque de competencias

 

Tyler en su propuesta curricular intenta dar respuesta a las necesidades de la sociedad y las necesidades psicológicas, de los estudiantes así como sus intereses y experiencias previas al igual que se le da importancia a las estructuras de las asignaturas.

 

A este mismo grupo de modelos de diseño curricular pertenece la propuesta de Hilda Tabba (1982), para quien es fundamental determinar los objetivos que se desean alcanzar, ya que supone la expresión del cambio en la educación, la investigadora mencionada amplía las fases que a su juicio deben integrar el proceso de diseño curricular. Diagnóstico de necesidades, formulación de objetivos, selección de contenidos, organización de los contenidos, selección de las experiencias de aprendizaje, organización de las experiencias de aprendizaje, determinación de lo que debe ser evaluado y predicción de los procesos y los medios para realizar la evaluación.

 

Modelos deliberativos

ANUNCIO
banner_formacion_2019_web_336x280.png

Están centrados en la reflexión del educador. Su exponente más representativo es Schwab (1978), quien reacciona frente al modo de planificar centrado en los resultados, por lo que considera que la función del diseño es deliberar en torno a los principios que guían la acción que tiene lugar en el contexto de una situación particular.

 

+Lea: La importancia del diseño curricular en la institución educativa

 

En el modelo práctico de Schwab la planificación del currículo es concebida como un proceso de deliberación en el que las decisiones están fundamentadas en el consenso. La deliberación atañe a los medios y a los fines del currículo, considerándolos como partes inseparables, las cuales se clasifican en la discusión, por lo cual lo importante es encontrar el mejor tipo de solución a una situación particular.

 

Modelos críticos

Estos modelos parten de la premisa de que los profesores deben ser investigadores en la ejecución del proceso docente educativo y que deben utilizar los resultados de su propia investigación para la cualificación del mismo.

 

Uno de los representantes más notables de esta visión del currículo es Goodsor (1988), quien distingue entre currículo como hecho y currículo como práctica y se centra en la construcción del primero que implica la determinación de las relaciones entre teoría y práctica, concediendo una gran importancia a la selección del contenido curricular, que considera el primer foco de interés.

 

+Conozca el libro Currículo y plan de estudios

 

Sostiene que los contenidos deben ser determinados fundamentalmente por los profesores y los estudiantes y en este contexto el modelo de la investigación acción es el medio más idóneo para la creación y adquisición de la cultura. El modelo de planificación centrado en el desarrollo curricular de la investigación acción de mayor difusión es el de Kemmis y Metaggart (1992), quienes describen el proceso de diseño en seis principios.

 

a. Revisar y discutir los valores sociales y educativos que moldean el trabajo, expresar los propios compromisos educativos y designar los objetivos por los que se lucha.

b. Decisión estratégica, que consiste en una acción práctica referida al lugar donde hay que actuar para producir el efecto posible.

c. Examinar las condiciones objetivas.

d. Diferenciar entre objetivos globales y objetivos estratégicos, entre objetivos a largo plazo y objetivos a corto plazo.

e) Concretar el plan, que consiste en el planteamiento de preguntas que deben ir encaminadas a la acción individual y a la acción cultural, lo cual implica cambios en tres ámbitos: lenguaje y discurso en la situación, actividades y prácticas que ésta implica y en las relaciones sociales y en la organización que la caracteriza, por sus interrelaciones.

f. Está referido al control del plan, es decir disponer de pruebas que permitan evaluar claramente las relaciones entre circunstancias, acción y consecuencia del proceso docente educativo desarrollado.

 

Referencias

TABA, Hilda. Elaboración del currículo, Teoría y práctica, Buenos Aires, editorial Troquel, S.A. 1982.

Schwab (1978)

Goodsor (1988)

KEMMIS, Stephen y Metaggart El Currículum: más allá de la teoría de la reproducción, Madrid Ediciones Morata S.L. 1993.

 

Título tomado del libro: Currículo y planeación educativa. Autores: Hoyos R. Santander E., Hoyos R. Paulina E., Cabas V. Horacio A. pp.95-98

 

Foto de mindandi. Tomada de  Freepik